Especiales

Inteligencia espió a Juan Gabriel durante dos décadas en México

Gobierno utilizó recursos públicos para investigar vida íntima del finado “Divo de Juárez”

El aparato de espionaje y seguridad nacional de México rastreó durante dos décadas al cantante Juan Gabriel, uno de los artistas mexicanos más reconocidos a nivel internacional.

La Dirección Federal de Seguridad (DFS) fue la agencia de espionaje del gobierno hasta finales de los 80. Durante esa década y la anterior se destinó recursos públicos para investigar al “Divo de Juárez” en todos los aspectos de su vida, tanto los relativos a su patrimonio o a sus antecedentes penales como a su vida íntima.

En el expediente se detalla que el artista mantuvo “relaciones íntimas” con sus dos compañeros de celda durante su estancia en la cárcel de Lecumberri, en 1970, por los delitos de robo y daños en propiedad ajena, y que también mantuvo ese tipo de relaciones con un alto funcionario de la empresa Petróleos Mexicanos, además de un conocido cantante. La fuente decidió reservar los nombres de las personas implicadas “por respeto a la vida privada”.

Asimismo, las labores de espionaje recogían la relación de las propiedades que el artista tenía a su nombre y sus amistades con personalidades relevantes, como el entonces gobernador de Tlaxcala, Tulio Hernández Gómez, la actriz Silvia Pinal o la familia Alatriste. Cabe recordar que el cantautor, nacido en Michoacán, fue el primer artista popular de México en ofrecer un concierto en el Palacio de Bellas Artes, el máximo recinto cultural del país latinoamericano, y al cual sólo se accede con el aval del Gobierno.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba