Opinión

Halloween Kills: Un retroceso enorme en la saga

Por: Facundo Valdivia

La película Halloween se estrenó en el mes de octubre de 1978 en los Estados Unidos y con un bajísimo presupuesto de 300 mil dólares logró recaudar 47 millones de dólares innovando en el género del terror y siendo de gran influencia para las siguientes películas del género ‘slasher’. Una película de culto, pero no se diría lo mismo de todas sus demás secuelas que aparecieron con el tiempo, incluyendo hasta un reinicio de la saga. Fue hace una década atrás que se fue buscando la manera de darle un ‘borrón y cuenta nueva’ a la franquicia, y así llegó Halloween del 2018 que era una continuación de la película de 1978 ambientada 40 años después en la actualidad. Halloween Kills es entonces una continuación directa de aquella película estrenada hace 3 años y con el mismo director, productores, guionistas, y los mismos actores protagonistas, aunque agregando algunos nuevos.

Si se recuerda que Halloween del 2018 fue una película muy bien elaborada en todos los sentidos, aquí ocurre todo lo contrario. Todo lo bueno que vimos en el anterior filme aquí nos lo quitan. Empezando con la protagonista Laurie interpretada por la actriz Jamie Lee Curtis quien en el anterior filme fue de lo mejor, cambiando su rol de damisela en peligro a enrumbarse a acabar con Michael Myers, aquí ahora es un personaje totalmente desaprovechable, que no aporta absolutamente nada importante a la historia, cuando mucho se esperaba volver a emocionarse con otro duelo entre ellos dos, aquí no existe. Y es que mucha culpa la tiene el guion, que se nota que fue realizado de manera apresurada para aprovecharse de la buena acogida que tuvo su antecesora del 2018, reciclando algunas ideas de Halloween 2 de 1981, sobre todo con la protagonista. Ahora Michel Myers tiene un nuevo propósito y misión con nuevos personajes “reciclados” del film original, quienes querrán impedir que el asesino siga derramando sangre de inocentes, pero lo intentarán de una estrepitosa manera llegando a la ridiculez. Lo más rescatable del filme es haberle dado un nuevo propósito a Michel Myers, contarnos algo más de este asesino en serie. Los ‘flashbacks’ que aparecen en la película y el regreso de un personaje emblemático de la franquicia es un deleite, aporta en cerrar cabos sueltos del anterior filme y ayuda a plantar las bases de lo que será la próxima y última película de la saga.

En conclusión, Halloween Kills es una película para entretenerse en como Michael Myers asesina a quien se le tope en el camino, y nada más. La saga toma un retroceso muy grave, pareciendo que los productores se están enfocando más en lo que será la próxima película y centrándose muy poco en esta. Hace recordar mucho a las películas de terror tan detestables donde los adolescentes de turno se van comportando de maneras estúpidas para que el asesino no tenga inconvenientes en matarlos. La recreación de escenas del pasado y el nuevo giro a la historia de Michael Myers se agradece, pero queda muy corta y se limita en darle profundidad. El error de este filme sea quizá que continúe exactamente donde acabó el anterior largometraje, trama que ya se vio en su secuela original de 1981. Una noche de Halloween que parece ser eterna y lastimosamente para mal.

CALIFICACIÓN: REGULAR ⭐⭐✖✖✖

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba