Actualidad

Policía resguarda plazas San Martín y Manco Cápac para evitar vandalismo

Temen reinicio de marchas de protesta y llegada de 30,000 aimaras de Puno

Ante el posible reinicio de las protestas en Lima Metropolitana, la Policía Nacional ha reforzado las medidas de seguridad y resguarda las plazas San Martín y Manco Cápac, ubicadas en el Cercado y La Victoria, respectivamente, con la finalidad de evitar que sean tomadas por los manifestantes de la capital o procedentes del interior del país.

El pasado 2 de enero, la plaza Manco Cápac fue desalojada por las fuerzas del orden luego de ser utilizada para acampar por más de un centenar de personas de provincias que habían llegado a mediados de diciembre para apoyar las protestas contra el gobierno de la presidenta Dina Boluarte. Desde entonces, un grueso contingente policial custodia el lugar con el propósito de evitar que vuelva a ser tomado.

Por su parte, la plaza San Martín era utilizada por colectivos políticos para sus reuniones y luego se convirtió en el punto de concentración para el inicio de movilizaciones de protesta. La Policía también asumió el control del recinto y desalojó a todos los manifestantes, incluidos los charlatanes que solían llegar al lugar.

Por el momento, los negocios de la zona funcionan con normalidad, pero existe el temor del retorno de las protestas, que generalmente desencadenan actos de violencia y vandalismo, por lo que los comerciantes se ven obligados a cerrar sus puertas.

Hace unos días, en el distrito de Ilave, provincia de El Collao en Puno, se inició la movilización de la denominada Nación Aimara y un grupo de dirigentes acordó viajar en un bus a Lima. También acordaron el traslado de 30,000 comuneros a la capital del país para sumarse a las protestas.

La Noticia

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentarios
Botón volver arriba