Opinión

El camino de los periodistas

Por: Martín Valdivia Rodríguez

Como todos los 1 de octubre, hoy celebramos el Día del Periodista. Desde su instauración en 1953, en conmemoración de la aparición del Diario de Lima en 1790, han corrido ríos de tinta. Hoy esta carrera se encuentra en una etapa de transformación y cambio que nos compete enfrentar con responsabilidad y con esa misma pasión que nos llevó a abrazarla y ejercerla asumiendo todos los sacrificios, retos y riesgos que demanda.

La vocación intelectual es inherente al periodismo, pues quien ejerce este oficio precisa de un bagaje de conocimientos amplio y variado para desempeñarse con propiedad. Sin embargo, las nuevas tendencias académicas y de la praxis del periodismo, lamentablemente, han tomado otro camino. Pareciera que hoy es más importante ganar clics en las redes sociales, incluso a costa de fake news, que informar con la verdad. Es como si la cultura, que en el periodismo es indispensable, hoy hubiese pasado a ser innecesaria y, por lo tanto, prescindible.

Varios premios Nobel de Literatura se desempeñaron en alguna etapa de su vida como periodistas. Vargas Llosa, años antes de leer su nombre en la portada de uno de sus libros, lo escribió en el crédito de sus notas de locales o policiales en el diario La Crónica.

El periodismo es el arte de la no ficción. Lo sabe muy bien García Márquez, quien antes de ingresar al mundo de la fantasía que lo condujo al Macondo de “Cien años de soledad”, paseó su pluma por El Universal y El Heraldo de Bogotá, en una época en la que ofició de reportero, cronista y articulista. De allí salieron obras maestras como “Relato de un náufrago”, “Noticia de un secuestro” y “Crónica de una muerte anunciada”.

Hay otro gran escritor que se dedicó a este oficio antes de escribir los libros que lo hicieron merecedor del Nobel. Se trata de Albert Camus, en su natal Argelia, en los diarios Argel Républicain y Le Soir Républicain, o en Francia, en Paris-Soir y el Combat.

Hoy, precisamente, en medio de esta guerra de algoritmos, likes y metadatos, la palabra de Camus debe resonar con más fuerza: “Resistir es no consentir la mentira”. Ese es nuestro único camino. Porque, como lo dice el slogan de La Noticia: “Los tiempos cambian, la verdad, no”. ¡Feliz Día del Periodista!

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba