Opinión

Aprovechamiento de los residuos sólidos

Por: Rafael Velásquez Soriano

Las toneladas de residuos sólidos que se recaudan pueden ser explotadas en buena forma en nuestro país sobre todo en beneficio de las zonas de excesivo frio, convirtiéndolos en energía eléctrica, mediante una planta de tratamiento.

La región Puno puede ser la gran beneficiada con este interesante proyecto de mancomunidad municipal, que es la unión de municipalidades distritales, tal como se desarrolla en Yauyos y Cañete.

En la actualidad, hay una mancomunidad denominada Yauyos-Cañete, donde se han juntado consejos municipales a través de este proyecto plasmado como mancomunidad municipal, para atacar el problema de los residuos sólidos, con el aprovechamiento de los residuos de la basura que se acumulan y se recogerán en forma ordenada y además creando trabajo para miles de peruanos. La primera medida de esta mancomunidad Cañete Yauyos, creada legalmente, es el tratamiento de la basura (residuos sólidos) que generan estos distritos para convertirlos en energía eléctrica, de utilidad doméstica y energética, evitando la contaminación del medio ambiente.

El proyecto tiene como principal fin eliminar la gran cantidad de residuos sólidos que generan los diversos distritos de la mancomunidad, así como producir energía eléctrica que beneficiará a los habitantes sobre todo de las zonas altas, además sirve para concientizar a la población sobre la contaminación ambiental.

Este modelo de mancomunidad puede y debe asumirlo el Gobierno Regional de Puno, que maneja su propio presupuesto anual y afrontar las necesidades de los diversos problemas que atraviesan cuando se presenta la helada, que hace sufrir a los puneños que viven en las partes altas.

La instalación de una planta de tratamiento de los residuos sólidos será la solución a este problema, porque se transformará en energía eléctrica y está a la vez en calefacción, que les aliviará, en el cuidado de sus animales. Además sus hogares tendrían calefacción, gracias al tratamiento de la basura recolectada. Esto se puso en marcha desde el 1 de noviembre del año pasado, en Yauyos-Cañete.

Con la aplicación del proyecto, estamos dando un salto inmenso hacia la modernización y mejoramiento de nuestra calidad de vida. Este importante paso se hace tomando el modelo de Noruega, nación que transforma 300,000 toneladas de basura al año.

Hablando de Noruega, ahí las escuelas se benefician, recibiendo electricidad de su planta de tratamiento y casi la mitad de la población de su capital cuenta con calefacción, gracias al tratamiento de los residuos sólidos, cuyo ejemplo se está aplicando en Cañete-Yauyos para bien de nuestra población. A propósito de este proyecto, también se puede instalar una planta similar en la región de Puno, que sería provechoso en la instalación de calefacción para los animales que sufren en esta temporada de mucho frio.

Esperamos que en todas las regiones de nuestro país surjan iniciativas como la de la mancomunidad de Yauyos-Cañete. Como buen peruano debemos tener ese objetivo dejando de lado los conflictos políticos que nos detiene en el desarrollo de la calidad de vida para los peruanos hijos y nietos que son nuestro futuro sostenido. En el campo del Gobierno Regional de Puno está la pelota y esperamos no se hagan un autogol.

(*) Abogado y exdecano del Colegio de Contadores Públicos de Lima

* La Dirección periodística no se responsabiliza por los artículos firmados

Artículos relacionados

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Ver también
Close
Back to top button